Abraham Lincoln Final

Por: Manuel Pineda

Como habíamos visto Lincoln fue el paladín de la emancipación de la esclavitud, junto a sus capacidades de disertar, conocimiento de las leyes y su capacidad de mover masas, fueron sin duda los atributos que le llevaron a la presidencia de los Estados Unidos de Norte América.

El 1º de enero 1863, emite una Proclamación de Emancipación, dándole la libertad a todos los esclavos, a pesar de que esta no llevaría a cabo su objetivo en ese momento. El mismo decía que el lograr este propósito, sería el logró más importante de su vida, pero para esos días la guerra no marchaba bien para los de la Unión. Así que el 30 de marzo, 1863 Lincoln hace el más inusitado llamado al pueblo americano y con una Orden Ejecutiva proclamando un “Día Nacional de Ayuno y Oración”. Lo que sigue a continuación es parte de lo que él escribió en esa Orden:

“Hemos sido los destinatarios de las más selectas recompensas del cielo. Hemos sido preservados, estos muchos años, en paz y prosperidad. Hemos crecido en números, riqueza y poder, como ninguna otra nación ha crecido jamás. Pero hemos olvidado a Dios. Hemos olvidado la mano misericordiosa que nos ha preservado en paz y multiplicado y enriquecido y reforzado y consolidado; y se han imaginado en vano, en la falsedad de vuestros corazones, que todas estas bendiciones fueron producidas por una sabiduría superior y virtud propia. Intoxicados con un éxito ininterrumpido, nos hemos convertido en autosuficientes para no sentir la necesidad de redimir y preservar la gracia, demasiado orgullosos para orar al Dios que nos creo”.

Lincoln entendió que la prosperidad inigualable en los Estados Unidos, no era otro que los milagros de Dios obrando en esta vasta nación. Ahora bien en esa época aquí eran hombres que temían a Dios, la idea de un “Día Nacional de Ayuno y Oración”, no vino plenamente de Lincoln, vino a petición del Congreso y Senado. ¿Podrían ustedes imaginarse al presidente de esta nación hoy día promulgando un Día de Ayuno y Oración? o ¿Qué el Congreso y Senado Demócratas y Republicanos, le pidieran que lo hiciera? ¡Seríamos el hazme reír del mundo entero! Ni hablar de nuestros países, no sucedería ni por un terremoto; los políticos en nuestros países (aquí también, pero lo disimulan mejor), son hampones de traje y corbata, que desfalcan el patrimonio de la nación.

Cuantas veces no hemos escuchado decir: “Estados Unidos es el país más poderoso del mundo” o ”Estados tiene el ejército más poderoso del mundo”. Cuando han visto darle la honra y la gloria a Dios o las gracias, siquiera. ¡Cuidado! En la Biblia – Santiago 4:16 dice “Pero ahora os jactáis en vuestra propia arrogancia; toda jactancia es mala”.

Vuelvo a Lincoln y el “Día Nacional de Ayuno y Oración”’ también decía en la proclamación:

“Y, al grado de que sabemos que, por su ley divina, Naciones como individuos estamos sujetos a castigos y reprimendas en este mundo, que no sólo tememos que la terrible calamidad de la guerra civil, que ahora ha desolado nuestra nación, puede ser más que un castigo, infligido a nosotros, por nuestros pecados presuntuosos, al final necesario para nuestra reforma nacional para llevarnos, a un pueblo en unidad”.

Pueden ustedes imaginarse el presidente de USA diciéndole a la nación ¡¡¡Se han olvidado de Dios!!! ¡¡¡Arrepiéntanse!!! Precisamente eso fue lo que hizo Lincoln en 1863 y vean las consecuencias de una nación en ayuno y oración. El Sur o sea los que apoyaban la esclavitud, tenían una fuerte ventaja sobre el Norte en la Guerra Civil y todavía el Norte sufrió dos derrotas en Fredericksburg y  Chancellorsville, ambas en el estado de Virginia. Lincoln se sintió agobiado y se encerró en su habitación en la Casa Blanca a orar, cuenta su biografía y pidió en oración: “Yo le dije a El, que esta era su guerra y nuestra causa Su causa, por lo tanto no podríamos soportar dos derrotas más así y entonces ahí y en ese mismo instante le prometí al Dios Todopoderoso, que si El se mantenía junto a mis muchachos en Gettysburg, yo me mantendría firme a El por siempre y siempre”. Las victorias de Gettysburg, Pennsylvania Junio 1º-3 de 1863 y la de Vicksburg, Mississippi  Mayo 18-Julio 4 de 1863, le dieron un vuelco total  a favor de la Unión Americana. Gettysburg fue una batalla violenta, se enfrentaron 170.000 soldados de ambos bandos y las bajas fueron 51.000, lo que equivale a una tercera parte del total de los efectivos enfrentados. Al inaugurar el Cementerio Nacional de Gettysburg, en noviembre de 1865 Lincoln pronunciaría uno de sus discursos más famosos de tan solo 272 y a la vez más citados a lo largo de la historia de los Estados Unidos.

En las elecciones 1864 Lincoln es reelegido como presidente y el 4 de marzo, 1865 se posesiona para su segundo período. Lastimosamente él no vería el final de la Guerra Civil, ya que el 14 de abril un poco más de un mes después de posesionarse, estando en el en teatro Ford en Washington sería asesinado a quemarropa, por un actor racista y simpatizante Confederado… La Guerra terminaría el 9 de mayo, ni un mes después de su muerte. La Décima Tercera Enmienda a la Constitución fue aprobada el 6 de diciembre de 1865, que abolía por completo la esclavitud en esta nación. Lo que  desafortunadamente Lincoln nunca  pudo contemplar… pero vimos las consecuencias  que dejó en el racismo en mis dos entregas al respecto.

Quiero terminar con un comentario, nunca fue mi intención y en especial sobre mi primer artículo sobre “El Racismo”, faltarle el respeto a nadie y si lo hice esa no fue nunca mi propósito. Disculpas.

Hoy por hoy, uno ya no puede expresar su punto de vista político en una reunión, sin quizás entrar en una confrontación ya sea entre amigos, menos con desconocidos, aún entre la misma familia se da para malas interpretaciones.

Hoy no me he quejado del espacio y se que me he pasado. Quiero darle las gracias a Luis Molina, Editor de El Informador porque no sé como fue, que empecé a escribir. Sé cuál fue la razón por la cual llegué a su oficina, pero por otras razones y como se dice en el medio… esta pluma va a parar.

Se quedan en el tintero los “70 años de Israel”, “Israel” y muchos temas de política… Pero como dicen aquí en Estados Unidos: It was a good ride, while it lasted…

Lo disfrute compartiendo con ustedes, un abrazo…

ARTICULOS RELACIONADOS

comparte este articulo en tus Redes Sociales Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comenta en Nuestras Redes Sociales