¿Soy Agradable o Valorado?

 Por Maria G Erazo

¿A menudo te sientes perdido o de repente confundido acerca de qué hacer o dónde ir?

¿Navegas a menudo tu teléfono para ver quién dio un “me gusta” a tu  publicación en las redes sociales?

¿A menudo te sientes feliz afuera pero también vacío por dentro?

Estas situaciones son comunes hoy en día PORQUE:

Hemos perdido la visión primitiva o aún no hemos encontrado nuestro propósito superior en la vida como individuo porque somos fácilmente llevados por el “fluir”.

Estamos sobre estimulados por diversas informaciones que disminuyen nuestra capacidad innata para alcanzar la paz interior y abrazar la libertad externa.

Estamos rodeados de gratificación artificial y recompensas en la vida en lugar de aprender de los desafíos de nuestro desarrollo.

Estamos controlados por ‘números’: mientras más “me gusta”  e interacción tengamos en las redes sociales, más nos sentimos “aceptados y agradables” por muchas personas.

¿La tecnología está “arruinando” a la humanidad inconscientemente?

Si bien hay dos lados de la historia, lo mejor es hacer hincapié en que la tecnología tiene como objetivo principal simplificar nuestra vida cotidiana y mejorar nuestra forma de comunicarnos entre nosotros.

Sin embargo, siendo menos responsables y dependientes de estos ‘elementos auxiliares’ y ‘complementos’, a menudo pasamos por alto el hecho de que se supone que debemos controlar estas herramientas modernas en lugar de ser manipulados por su efecto psicológico adictivo que reemplaza nuestro objetivo real en la vida . Lograr la paz interior que conduce a la satisfacción en lugar de verse obligado a expresarnos en las redes sociales sin pensar en sus consecuencias.

Debemos ser conscientes de que, como ser humano, no estamos destinados a la supervivencia del más apto ni a competir irracionalmente con nuestro semejante MAS BIEN para vivir nuestro propósito de existencia por completo. Esta perspectiva filosófica de identificar, encontrar y representar nuestra misión es nuestra ventaja para alcanzar nuestras metas y ayudar a impulsar a la humanidad hacia adelante.

Ten en cuenta que la cantidad de “me gusta” no es una alternativa para ser “valorado” en la sociedad. Podría ser una forma de sentir felicidad, pero es de corta duración.

No hay atajos para contribuir con nuestra sociedad que ser completamente humano y no en un subproducto de la tecnología y, sobre todo, para compartir nuestra sabiduría con todos.

¡Sigue brillando e inspirando!

ARTICULOS RELACIONADOS

comparte este articulo en tus Redes Sociales Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comenta en Nuestras Redes Sociales