Simpatizantes de familias separadas se presentan frente a comisionados

Helene Sánchez, de 16 años de edad, mientras se dirigía a los comisionados, y quien junto con otra docena de personas, les pidió que cancelaran su contrato con ICE, el jueves 28 de junio en las oficinas de los comisionados en Grand Rapids. (Foto: Joel Morales/ El Informador)

“Demandan se cancele contrato con ICE”
Por Joel Morales
El Informador
GRAND RAPIDS, MI
joel@elinformadorusa.com

“¡Justicia para todos, justicia para todos!”, “¡Dejen hablar a la gente!” y “¡Nadie es ilegal!”, fueron unos de los gritos que se escucharon en la reunión del Consejo de Comisionados del Condado de Kent, el jueves 28 de junio, en donde más de 200 personas hicieron presencia.

La gente estaba reunida para protestar contra la relación de trabajo que la Cárcel del Condado de Kent tiene con las oficinas de ICE, lugar donde se hospedan a los inmigrantes indocumentados que son arrestados, hasta el momento que son llevados a un centro de detención por los agentes de la oficina de inmigración.

Armados con sus teléfonos celulares que usaron para grabar lo ocurrido durante la reunión, y más de 30 letreros y cartelones, donde se leían mensajes como: “Eliminen a ICE”, “Comisionados Dejen de Cooperar con ICE” y “Ya No Separen a las Familias”. La muchedumbre, que excedía a la capicidad del salón de reuniones, se puso de pie y aplaudió cuando más de una docena de personas que compartieron las tristes experiencias de separación con los comisionados.

Fue en el año 2015 que el Condado de Kent firmó un contrato con ICE. Actualmente, reciben una cantidad determinada de dinero, por cada día que se hospeda a un inmigrante indocumentado. El mismo se vence el próximo año, y los simpatizantes, quienes dicen que el contrato ha ocasionado las separaciones de familias en Kent County, no desean verlo renovado.

Helene Sánchez, de Caledonia, Michigan, asistió a la reunión para dirigirse a los comisionados y dejar saber los testimonios de las separaciones familiares que tanto afectan a los inmigrantes.

“No queremos que las familias sigan siendo separadas”, le dijo Sharon Ellison, de Lowell. “Estamos aquí para apoyarlas. No queremos a ICE. Estos niños tienen padres, familias, y necesitan estar con ellos. Los que está pasando con la separación de las familias está mal, y se tiene que detener”, agregó.

Por su parte, Nancy Misner, también residente de la ciudad de Lowell, argumentó que nunca se pudo imaginar que algo semejante pudiera haber ocurrido en Estados Unidos hasta que la nación eligió al actual presidente.

“Tenemos que empezar ayudarnos los unos a los otros porque esto no es América”, dijo Misner. “Creo que la avaricia, el odio y el racismo, es lo que está detrás de las separaciones de las familias. Es tiempo de alzar nuestras voces”, agregó.

Cathy Cunningham, de Grand Rapids, quien también asistió a la reunión, comentó que tiene el propósito de respetar a todas las personas.

“Todos merecen paz y tener una vida normal y buena, no importa de donde son”, dijo la mujer anglosajona. “No me gusta la manera que están tratando a la gente (inmigrante) que llega al país”, agregó.

Un grupo de personas que protestaban, se arrimaron hasta las sillas de los comisionados y extendieron una bandera demandando la cancelación del contrato con ICE, el jueves 28 de junio durante la reunión de los comisionados en Grand Rapids. (Foto: Joel Morales/ El Informador)

comparte este articulo en tus Redes Sociales Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comenta en Nuestras Redes Sociales