Lansing, la más reciente ciudad en MI en convertirse en “Ciudad Santuario”

Una reunión de políticos en Lansing en febrero, a la que asistió El Informador, a un lado del capitolio donde el concilio de esa ciudad aprobó una resolución unánime y el alcalde emitió una Orden Ejecutiva en favor de la población inmigrante. (Foto: Joel Morales/ El Informador)

Por Joel Morales

El Informador

LANSING, MI

joel@elinformadorusa.com

La ciudad de Lansing, capital de Michigan, es la última ciudad del estado en convertirse en “Ciudad Santuario”, esto después de que el alcalde, Virgil Bernero, emitiera una Orden Ejecutiva el lunes, 3 de abril, que incluye una lista comprensiva de instrucciones a seguir para los empleados de la ciudad, como la policía, para la protección de los residentes indocumentados allí.

Después de más de cuatro meses de discusiones, el concilio de la ciudad aceptó las numerosas y repetidas demandas de los residentes de la ciudad de Lansing, añadiéndole dos enmiendas que reforzó una resolución y la cual el alcalde pudo aceptar.

La enmienda de última hora el lunes por la tarde por Jessica Yorko, integrante de concilio de reafirmar a la ciudad de Lansing como “Ciudad Amigable” (Welcoming City), previo al voto, el cual fue unánime, tomó a todos los asistentes a la reunión de sorpresa.

El jueves, 6 de abril, hablamos con Oscar Castañeda, quien forma parte de la organización, ACTION of Greater Lansing, y estuvo de acuerdo con la acción del alcalde.

“Esto significa un paso muy grande para Lansing porque ha habido circunstancias muy claras de eventos en los últimos días, donde se llamó a la policía donde no había razón para llamarlos, y causó mucha confusión”, dijo Castañeda.

Cuando le preguntamos si la ciudad de Lansing contaba con un historial en el maltrato de los inmigrantes, respondió en lo negativo, pero dijo que ahora la mesa ejecutiva cuenta con guías claras a seguir, que va ayudar a evitar las confusiones del pasado.

El hispano activista le dijo a El Informador que desde noviembre del año pasado, varias organizaciones, entre ellas ACTION of Greater Lansing, se reunieron ocho veces con el consejo municipal de Lansing donde llegaron más de 200 personas, y que la Orden Ejecutiva de Bernero le ha traído mucha felicidad a los inmigrantes de la ciudad y mucha satisfacción a los organizadores allí.

De su parte, Ryan Bates de Michigan United, con quien también hablamos el jueves, 6 de abril, dijo que el lunes la comunidad local de Lansing se unió de manera poderosa y rehusó rendirse, aun cuando el concilio de la ciudad no fue cooperativo.

“Fueron muchos activistas y varias organizaciones, entre ellas ACTION of Greater Lansing, MI Latinix Info Cluster y Michigan United, que trabajaron y abogaron en conjunto e incansablemente para proteger a la comunidad de Lansing”, dijo Bates. “Esta Orden Ejecutiva del alcalde es un modelo y un ejemplo a seguir para que otros alcaldes tomen ese paso adelante”, agregó.

Luis Molina, editor de este medio de comunicación, en su Editorial de esta edición (Vea Página 17) dijo: “La orden ejecutiva del alcalde Virgil Bernero es un logro a favor de los inmigrantes que no cuentan con un estatus migratorio en regla y eso, sin duda, es una de las mejores noticias para nuestra comunidad del 2017”.

El capitolio en Lansing, Michigan, en febrero, durante una visita de El Informador y donde el lunes, 3 de abril, se aprobó una resolución donde la ciudad se convirtió en la última y más recién “Ciudad Santuario” en el estado. (Foto: Joel Morales/ El Informador)

ARTICULOS RELACIONADOS

comparte este articulo en tus Redes Sociales Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comenta en Nuestras Redes Sociales