Inicio OPINION EDITORIALES Vida cara y precios difíciles de pagar, estragos secundarios de la pandemia

Vida cara y precios difíciles de pagar, estragos secundarios de la pandemia

90
0

Opinión Casa Editorial El Informador

Actualmente a nivel mundial se están pagando precios excesivamente caros por productos de primera necesidad, desde productos como alimentos, electrónica, vestimenta y transporte se encuentran con precios que pudiéramos decir realmente exagerados.

En la comida los precios han subido considerablemente en los últimos meses y los combustibles ni se diga; estos dos guardan una relación muy estrecha ya que al subir la gasolina los comerciantes deben aumentar los precios de sus productos para solventar el aumento de gasolina durante el traslado de los alimentos a los centros de conveniencia donde las personas comunes vamos y compramos.

Este conjunto de factores es gracias a recesiones provocadas por la pandemia, la cual a casi dos años sigue haciendo de las suyas en los diferentes gobiernos. Basta con ir a un centro comercial para darte cuenta del alza de precios, las computadoras, las pantallas, los equipos de audio y demás artículos electrónicos fácilmente han duplicado sus precios en el último año de pandemia.

Y la comida ni se diga, principalmente los productos del campo y artículos de la canasta básica como la carne, productos de origen animal como la leche y el huevo, productos del campo y otros que también han duplicado o triplicado sus precios.

Si en los Estados Unidos han aumentado imagínense en países como México que reciben productos de importación con precios ya caros. Para algunos de estos países el tener equipos de electrónica se han convertido en un lujo más que una necesidad. Y a veces por ahorrar unos pesos compran mercancías chinas que fallan al poco tiempo de ser compradas.

ARTICULOS RELACIONADOS   El miedo a ser deportado se vive a diario

Si a esto le sumamos que algunos no quieren trabajar, otros no pueden o a algunos les pagan muy poco tendremos la combinación perfecta para un desastre económico y familiar.Esperemos que los precios bajen un poco a inicios del próximo año y que la economía se estabilice principalmente en los sectores anteriormente mencionados. 

Comenta en Nuestras Redes Sociales