Autoridades mantienen detención de familias inmigrantes en frontera de Texas

Austin (TX), 28 ago (ELINFORMADORUSA/EFEUSA).- La Patrulla Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) informó hoy de la detención de varias unidades familiares, un total de 65 personas, en diferentes operativos llevados a cabo este fin de semana en la frontera entre Texas y México.

Esta madrugada, en la ciudad de Weslaco, cerca del puerto de entrada de Hidalgo, los agentes hallaron un grupo de 59 inmigrantes indocumentados tratando de cruzar la frontera de forma irregular.
En el comunicado emitido por la CBP no se especifica el número exacto de familias detenidas, que proceden de Guatemala y Honduras, aunque sí detalla que ocho de las personas arrestadas eran “menores sin acompañar”.

El jefe del sector de Del Río, Félix Chávez, explicó que durante la temporada estival varios individuos tratan de entrar en el país a través de “las peligrosas aguas” del río Grande, poniendo sus vidas “en riesgo”.

El sábado 25 de agosto, en un operativo conjunto con la Policía mexicana, los agentes marinos rescataron a dos mujeres y dos niños que intentaban cruzar el río, teniendo que ser trasladados a un centro médico cercano para ser tratados de heridas leves.
Una vez liberados, las dos familias fueron llevadas a la estación fronteriza de Eagle Pass South, donde fueron procesadas “acorde” a las pautas del Servicio Aduanas e Inmigración (ICE, en sus siglas en inglés).

En la jornada anterior, en el mismo punto, los agentes hallaron a un padre hondureño y su hijo tratando de huir de la corriente fluvial.
Al ser rescatados, ambos fueron atendidos en el lugar y puestos a disposición judicial para que un juez decida acerca de su situación migratoria.

Las medidas de “tolerancia cero” de Trump provocaron meses atrás una crisis migratoria con la separación de casi 3.000 menores de sus familias, tras la aplicación de cargos penales a todos los adultos que trataron de cruzar la frontera sin documentación legal.

El fiscal general de Texas, el republicano Ken Paxton, apoyó esa decisión, puesto que, en su opinión, despenalizar la entrada irregular de inmigrantes por las fronteras del país “costaría vidas humanas”, no solo en la región sino a nivel nacional, por un aumento de la criminalidad.

En una entrevista con la cadena de televisión Fox, Paxton argumentó que la “realidad” es que desde 2011 los inmigrantes han cometido 600.000 crímenes, entre los que destacó “más de 1.200 asesinatos, tráfico de personas y delitos relacionados con la droga”.

ARTICULOS RELACIONADOS

comparte este articulo en tus Redes Sociales Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comenta en Nuestras Redes Sociales